Medicamentos para el Trastorno por Consumo de Opioides

Los medicamentos para el trastorno por uso de opioides son seguros, efectivos y salvan vidas. Este video producido por NIDA analiza más de cerca estos medicamentos y cómo funcionan.

Medicamentos para el Trastorno por Consumo de Opioides

Duración: 5:12

Transcripción

[La presentador hablando]

El trastorno por consumo de opioides es una afección crónica pero tratable. Hay varios medicamentos que pueden ayudar a recuperarse y mejorar la salud, ya que reducen el deseo intenso de consumir opioides, alivian los síntomas de abstinencia e incluso revierten las sobredosis. Estos fármacos son inocuos y eficaces, y salvan vidas. Los medicamentos para el trastorno por consumo de opioides se pueden utilizar solos o como parte de un plan de tratamiento más amplio. Cada uno actúa en forma ligeramente diferente, pero todos ellos se alojan en estructuras celulares muy pequeñas del cerebro llamadas "receptores", en forma similar a una llave en una cerradura. Veamos cuáles son> estos medicamentos y cómo actúan.

NALOXONA 

La naloxona es un fármaco que puede salvar la vida en el caso de una sobredosis de opioides. Cuando se administra inmediatamente, revierte la sobredosis en minutos desalojando los opioides de los receptores opioides del cerebro. Esto evita que las drogas continúen causando efectos peligrosos, como reducir el ritmo respiratorio o detener por completo la respiración. La naloxona se presenta en dos formas: inyectable o como rociador nasal. Cualquier persona puede llevar consigo naloxona. En muchas áreas, estos medicamentos de emergencia están disponibles en las farmacias sin receta médica. 

LOFEXIDINA 

La lofexidina es una tableta que se toma según sea necesario para aliviar los síntomas de abstinencia cuando una persona deja de consumir opioides y el organismo comienza a eliminar completamente las drogas. Este proceso también se conoce como desintoxicación. La lofexidina se adhiere a ciertos receptores del cerebro llamados "receptores adrenérgicos" y los activa. Esto relaja partes del sistema nervioso y alivia las náuseas, los calambres y los síntomas similares a los de la gripe que se asocian con la abstinencia de opioides.

BUPRENORFINA

La buprenorfina es un fármaco opioide que se adhiere a los receptores opioides del cerebro, pero los activa solo parcialmente. De ese modo, la buprenorfina ayuda a reducir el deseo de consumir opioides y alivia los síntomas de abstinencia en personas con trastorno por consumo de opioides, pero no produce la misma euforia que otros opioides.La buprenorfina se administra en forma de inyección mensual o como tableta diaria que se disuelve bajo la lengua. Puede combinarse con la naloxona en una sola tableta diaria que se disuelve bajo la lengua, o en forma de una película fina que se adhiere a la parte interior de la mejilla y se disuelve. 

METADONA 

Otro fármaco, la metadona, se ha usado con buenos resultados durante más de 40 años para tratar el trastorno por consumo de opioides. Se presenta en forma líquida o en tabletas y se toma diariamente en un centro de tratamiento. La metadona es un fármaco opioide con efectos más lentos y estables que otros opioides. Este medicamento no genera euforia en las personas con trastorno por consumo de opioides; por lo tanto>, puede aliviar los síntomas de abstinencia, calmar el deseo de consumir opioides y ayudar en la recuperación.

NALTREXONA 

La naltrexona es una inyección mensual que se usa para tratar el trastorno por consumo de opioides y el trastorno por consumo de alcohol. La naltrexona bloquea la actividad de los receptores opioides del cerebro, lo que evita la euforia asociada con estas drogas y reduce el deseo de consumo. Este fármaco no controla los síntomas de abstinencia; se usa cuando una persona deja de consumir opioides o alcohol y esas sustancias se eliminan completamente del organismo. 

Cómo encontrar el mejor tratamiento 

Si usted o un ser querido sufre un trastorno por consumo de opioides, hable con un médico para informarse sobre la manera en que los medicamentos pueden ayudar. >Para muchas personas con trastorno por consumo de opioides, la medicación puede facilitar las actividades de la vida, ya sea hacerse tiempo para uno mismo, desempeñarse bien en el trabajo o la escuela o reconectarse con los seres queridos. >Para obtener más información sobre tratamientos para el consumo de drogas cerca de usted, llame a la Línea Nacional de Ayuda  1-800-662-HELP (4357) o visite FindTreatment.gov.